La moda masculina de llevar el móvil colgado al cuello